La reunificación de deudas

Muchas personas que mantienen varias deudas con el banco deciden solicitar una reunificación de deudas. Esta acción consiste en juntar todas las deudas en una sola con el objetivo de obtener una cuota mensual menor a cambio de pagar una tanda de intereses más alta a largo plazo.

Las deudas que se suelen integrar en la reunificación son hipotecas, letras de coches, tarjetas de crédito y otros productos bancarios.

Pero reducir la cuota mensual mediante una reunificación de deudas a través de su entidad bancaria no es tarea fácil, ya que el acceso al crédito cada vez es más complicado desde que nuestro país se encuentra inmerso en esta crisis económica y financiera. Los bancos cada vez son más exigentes y ya no solo el acceso al crédito o a un préstamo hipotecario se han vuelvo casi imposibles sino que las reunificaciones de deudas de los clientes habituales también se han visto afectadas.

[button link=”http://prestamoasnef.com/contacto/” type=”big”] Contacte ahora mismo[/button]

Para solicitar una reunificación de deudas hay que presentar una serie de documentación como puede ser su DNI, último IRPF o declaración de la renta, últimos recibos de pago de créditos actuales, etc. Además, uno de los requisitos exigidos que resulta imprescindible para que su banco acepte una reunificación de deudas es la integración de una hipoteca en dicha reunificación.

Por otro lado, es necesario mencionar que el hecho de que usted esté inscrito en algún fichero de morosidad como el popular ASNEF no será una condición de rechazo de la reunificación de dudas por parte de su banco, al menos en teoría. Tenga en cuenta que a la hora de acceder a un crédito o préstamo personal si se tienen en cuenta este tipo de ficheros de morosos y son condición suficiente para rechazar una solicitud.

reunificación de deudas

reunificación de deudas

Debido a la inflexibilidad y rigidez que están mostrando la mayoría de entidades bancarias ante las peticiones de sus clientes, son muchas las personas que han decidido acudir al capital privado por medio de financieras privadas, tanto para solicitar créditos y préstamos personales como para realizar reunificaciones de deudas.

En general, independiente de la vía que se elija para solicitar una reunificación de deudas, deben saber algunas de las desventajas de este sistema:

–          A pesar de pagar una cuota mensual de menor cuantía, a largo plazo la cantidad de intereses pagados será mayor debido a que estamos alargando en el tiempo nuestra deuda.

–          Los costes de tramitar una reunificación son altos puesto que se incluyen cancelaciones de créditos, modificaciones notariales, impuestos, comisiones bancarias y otros gastos de tramitación.

–          Se recomienda acudir a un asesor que pueda aconsejarle respecto a la negociación en la reunificación de deudas. El asesor, evidentemente, tiene un coste.

En definitiva, si usted está dispuesto a asumir todos los costes que conlleva una reunificación de deudas le recomendamos que investigue también la vía capital privado porque las condiciones serán más flexibles y tendrá usted la posibilidad de negociar, palabra que ya no se suele utilizar en las entidades bancarias.

[button link=”http://prestamoasnef.com/contacto/” type=”big”] Contacte ahora mismo[/button]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *